» Barclays, ahora Caixabank condenado a la nulidad de 6 cláusulas, entre ellas su cláusula multidivisa
» La sentencia señala como el Franco Suizo ha perjudicando tanto económica como psíquicamente a los afectados

Los afectados, pintor de coches y bibliotecaria de profesión, conocieron este préstamo a través del director de la sucursal. Éste les ofreció una alternativa más barata al tradicional préstamo en euros. No obstante, jamás informó que la cuota podría aumentar, e incluso el capital adeudado. En consecuencia, firman el 17 de julio de 2007 un préstamo por importe de 100.000€ con Barclays, ahora Caixabank.

En la actualidad, tras haber abonado 114 cuotas por un total de 81.945,68€, todavía deben 85.590,74€. Tal y como dice la sentencia, la moneda suiza amenaza con arruinarles de manera económica y psíquica; habida cuenta de que la deuda no solo no se ha reducido, sin que deben más principal que al inicio del préstamo.

Ambos carecen de conocimientos financieros que es permitan formar decisiones de inversión fundadas. Y por su parte, el banco no pudo aportar ni la más mínima prueba que acreditase alguna negociación, explicación o simulación. O cualquier tipo de prueba que permita suponer que la entidad se asegurase de que sus clientes sabían lo que estaban contratando. Ni siquiera las testificales a instancias de Caixabank permitieron aclarar o contradecir lo que exponen los afectados.

Por su parte, el banco insiste en que fueron los prestatarios los que se interesaron en este préstamo. Así, aun cuando hubiera sido cierto, esto no exime al banco de su deber de informar sobre el producto que está comercializando, dice el juez. En este sentido, el mero hecho de que en 2011 se incrementase en un 30% la cuota, no implica que los afectados conocieran plenamente las características y riesgos del préstamo.

Con lo que respecta a los gastos hipotecarios, a criterio del juez, ambas partes tienen interés. Es decir, una parte quiere obtener el dinero, y la otra la obtención del título ejecutivo. Es por ello que el pago de honorarios de Notario y Registro corresponde a ambas partes. Por lo que el banco debe devolver 458,30€ en concepto de estos importes. No obstante, en cuanto al IAJD, el juez no considera que proceda su restitución.

En consecuencia, es declarada la nulidad parcial de la cláusula multidivisa por falta de transparencia. En este sentido, también es declarada nula la “cláusula de comisión o cambio de moneda”, así como la cláusula de vencimiento anticipado y de interés de demora. De este modo, la cantidad adeudada es el saldo vivo del préstamo referenciado a euros. Esto se obtiene de disminuir al importe prestado, la cantidad amortizada también en euros en concepto de principal e intereses. Barclays, ahora Caixabank debe acatar esta sentencia y devolver además 1486,58€ en concepto de la cláusula de conversión de divisas y los honorarios de Notario y Registro. Todo ello con intereses.

Se trata de un éxito de Almudena Velázquez, abogada colaboradora de la asociación, que ha conseguido un nuevo éxito para los consumidores.


Dirección Letrada: Almudena Velázquez Cobos
Banco: Barclays, ahora Caixabank
Producto: Hipoteca Multidivisa y Gastos Hipotecarios
Perfil: Minorista
Pdf: S_170727_BARCLAYS_CAIXABANK_JPIEI2_PARLA_HMD_GASTOS_HIPOTECA_PART_SIN