»El juzgado estima íntegramente la demanda y declara nulo el contrato referente a los bonos convertibles popular
» Las costas procesales deberán ser abonadas por la parte demandada 

El afectado, cliente de Banco Popular durante muchos años, formalizó en 2008 un depósito a plazo fijo por 420.000€, y una póliza de crédito por valor de 400.000€. Al vencimiento del depósito a plazo fijo, la entidad le ofreció un producto por ser buen cliente. Del cual explicaron, que era similar respecto a la seguridad, pero con mejor rendimiento. De esta manera fue como el demandante, en 2013, adquirió los bonos convertibles del Banco Popular. En 2015 se le comunica que estos bonos se han convertido en acciones y la pérdida alcanza el 83% de lo invertido.

El cliente es empresario, dueño de una empresa de harinas, con un importante patrimonio. El hecho de tener un patrimonio considerable, en este caso más de un millón de euros; o que los clientes hubieran realizado unas inversiones previas, no los convierte en clientes expertos. No se ha probado que se hubiera dado a los clientes una información adecuada para contratar el producto con conocimiento y asunción de los riesgos en una inversión compleja y sin garantías, como esta.

La entidad, por su parte, para hacer ver que cumplía con su obligación de información, aportó un documento en el que el cliente parecía negarse a recibir la información solicitada. La jueza no solo no le da ninguna validez, sino que le sorprende que el banco trate de eludir su obligación de esta manera. El empleado del banco que había intervenido en la operación, declaró haber informado de todo. Manifestó haber intentado que el cliente no firmara dada la alta cuantía de la inversión. Según él fue el cliente, movido por su avaricia, quien quiso firmar a toda costa. La jueza no le otorga ningún crédito y declara que el empleado incumplió su obligación de información.

El juzgado estima íntegramente la demanda y declara nulo el contrato referente a los bonos convertibles popular firmado en 2009; como también el posterior canje de bonos subordinados del Banco Popular, en mayo de 2012. En definitiva, deberán restituirse por ambas partes las prestaciones recibidas en cumplimiento de dichos contratos. Banco Popular tendrá que devolver 420.000€ más los intereses legales. El cliente deberá devolver a la entidad los rendimientos percibidos más los intereses legales que estos hubieran producido; y la entrega de los títulos obtenidos. Las costas procesales deberán ser abonadas por la parte demandada.


Dirección Letrada: Bernardo L. García Angulo
Banco: Banco Popular 
Producto: Bonos Convertibles Popular
Perfil: Minorista
Pdf: S_170328_BPOPULAR_JPI2_LEON_BCONVERTIBLES_PART_SIN