» La entidad alegó que el pago de cuotas significaba la confirmación del contrato. Por el contrario, la juez considera que si se realizaba este pago, no era para confirmar el mismo, sino para evitar una ejecución hipotecaria
» Bankinter condenado a recalcular la hipoteca, al abono del interés legal y las costas

Los afectados demandan a Bankinter por la colocación de una hipoteca multidivisa en 2008. Ante esto, Bankinter alega numerosas excepciones que no son admitidas por la juez de instancia.

Ante la excepción de caducidad, la sentencia atiende a la jurisprudencia aplicable. Aun cuando corresponde a la actora la carga de acreditar el invocado error en el consentimiento prestado, por su parte, corresponde a Bankinter acreditar que dio a los prestatarios información clara, comprensible y adecuada previa a la contratación de la hipoteca multidivisa. Por esto, el error en el consentimiento ha de ser esencial e inexcusable.

Respecto a la diligencia exigible, esta es menor cuando se trata de una persona inexperta frente a un experto. Así, los afectados carecían de conocimientos financieros y Bankinter no pudo probar por qué colocó semejante producto a dichos clientes; no pudiendo probar la entrega de documentación informativa y explicativa del producto y sus riesgos.

La entidad sostiene que la iniciativa de contratación fue de los actores y para ello adjunta un formulario- tipo redactado por la misma. En este sentido, concluir que la iniciativa fue de los actores, carentes de conocimientos financieros, sería ilógico. Aun admitiendo la afirmación de la entidad bancaria, ello no exime de informar sobre la naturaleza y riesgos de la multidivisa.

Se concluye que la entidad incumplió la obligación de comportarse con diligencia y transparencia para con sus clientes.

El consentimiento no estuvo correctamente formado y, por tanto, se emitió viciado por error sustancial y excusable. Por último, la entidad alega que ha existido una “confirmación” del contrato en virtud del pago de las cuotas, por lo que no puede existir nulidad parcial o total. Ante esto, la juez contesta que sí pagaron, no fue para confirmar el contrato, sino para evitar un perjuicio mayor: una posible ejecución hipotecaria.

En consecuencia, se estima la demanda y se declara la nulidad parcial del préstamo hipotecario en divisas. La entidad deberá recalcular el cuadro de amortización teniendo en cuenta los pagos realizados por los actores hasta la fecha de la presente resolución; más los intereses legales desde la respectiva fecha de pago. En cuanto a costas, se imponen a Bankinter.


Dirección Letrada: Fernando Gavín, Miguel Linares Polaino
Perito: David Muntané
Banco: Bankinter
Produto: Hipoteca Multidivisa
Perfil: Minorista / Socio Asufin
Pdf: S_170206_BANKINTER_JPI71_MADRID_HMD_ASUFIN_SIN