El Tribunal Superior de Justicia ha estimado la nulidad de un arbitraje por swaps entre un BBVA y un particular minorista. El motivo de la nulidad ha sido la falta de información esencial disponible para el cliente acerca del producto en el momento de la comercialización.

Durante el arbitraje, se estimó que el cliente si poseía cierto conocimiento sobre el producto, pero ahora el Tribunal Superior ha revocado este laudo al considerar que la entidad no cumplió con su obligación informativa al no realizar un test de idoneidad a su cliente.

El tribunal presupone que la omisión de este test, si bien no impide que en algún caso el cliente goce de conocimientos sobre el producto, lleva a presumir en el cliente una falta del conocimiento suficiente sobre el producto contratado y sus riesgos asociados, lo que vicia el consentimiento.

Asimismo, por parte de los magistrados, no avistan cuáles fueron los datos o circunstancias concluyentes por las que el Colegio Arbitral consideró que el afectado conocía los elementos capitales exigidos por la Ley del Mercado de Valores. Por lo que estiman la existencia de error y vicio en el consentimiento.


Banco: BBVA.
Producto: Swaps.
Perfil: Particular.
PDF:S_150406_BBVA_TSJ_MADRID_NULIDAD_LAUDO_ARBITRAL_PART_SIN.pdf