Caja España colocó unas preferentes y unas subordinadas a pesar de no saber la situación real de la entidad

Una pareja fue engañada por CEISS para contratar subordinadas y preferentes de la propia entidad. Los empleados no sabían cuál era la situación económica real del banco por lo que no pudieron trasladárselo a los clientes.

Una sentencia ha condenado a Banco CEISS por la venta fraudulenta de preferentes y obligaciones subordinadas de la propia entidad a una pareja de particulares minoristas en Madrid. El juez deja claro que en ningún momento Caja España, en el momento de ambas contrataciones, dio toda la información requerida para este tipo de productos complejos.

En el juicio, el director de la sucursal de Caja España en la que se contrajeron los productos, afirmó que ni siquiera él conocía la realidad financiera de la entidad. Por ello, la sentencia considera que Caja España no pudo trasladar la información necesaria a sus clientespara que se hicieran una idea cabal del riesgo de la inversión”.

Además, en la comercialización de las obligaciones subordinadas el test de idoneidad tenía una hora posterior a la hora de formalización del contrato. Los empleados de CEISS no supieron dar una razón lógica a esta diferencia por lo que la sentencia aprecia que la información más importante sobre el producto no pudo ser trasladada.

La falta de información en ambos procesos de adquisición de los productos de Caja España, motiva que la sentencia proceda a la cancelación de los contratos. Además, Banco CEISS tendrá que devolver el dinero invertido en ambas adquisiciones, unos 84.000 euros.


Dirección letrada: José Luis Calderón Fernández
Banco: Banco Caja España de Inversiones, Salamanca y Soria, S.A. (CEISS)
Producto: Participaciones preferentes y obligaciones subordinadas
Perfil: Particular
PDF: S_141118_BCEISS_CESPANA_JPI86_MADRID_PREFERENTES_SUBORDINADAS_PART_SIN.pdf