Los magistrados de la Audiencia de Barcelona rectifican una sentencia de primera instancia y dan la razón a una empresa, quien logrará anular su permuta financiera y recuperar el dinero perdido.

Una empresa ha logrado que la Audiencia de Barcelona le dé la razón en su litigio contra Banco Santander por un swap flotante bonificado. Ahora la entidad financiera tendrá que anular el contrato entre ambos y devolver el dinero que cobró a la sociedad anónima por las liquidaciones periódicas del producto.

Los magistrados de la sección 13ª afirman que Banco Santander vendió a la empresa la permuta financiera como “una especie de beneficio o privilegio” que se concedía a los clientes por los costes de su actividad o financiación. Esta descripción de la permuta financiera no concuerda con la definición que la Audiencia de Barcelona tiene sobre, “cuando lo que se cubre en realidad es al banco ante el riesgo de bajada de los tipos de interés”.

Banco Santander presentó como prueba de su correcta actuación una hoja de un simple cuestionario sin la firma de ninguno de los administradores o representantes de la empresa. Los magistrados consideran por ello que no puede considerarse que el cliente recibiese la adecuada información sobre los riesgos y características de la permuta financiera. Además, la entidad financiera no presentó tampoco ningún test de conveniencia o idoneidad realizado a la empresa.


Dirección letrada: Marcos Muñoz Franco
Banco: Banco Santander
Producto: Swap flotante bonificado
Perfil: Sociedad anónima (SA)
PDF Audiencia: S_140312_BSANTANDER_AP13_BARCELONA_REVOCA_130109_JPI4_SABADELL_SA_SIN.pdf