El cliente desconocía cualquier característica o riesgo del swap que contrató y ni siquiera fue sometido por Caja Rural a algún tipo de test de conveniencia o idoneidad. El contrato que firmó carecía también de información relevante.

Un cliente particular ha logrado anular su contrato de swap con Banco Cooperativo-Caja Rural y la devolución del dinero que tuvo que abonar a la entidad financiera como consecuencia de las liquidaciones periódicas. La juez tiene en cuenta la única prueba que aportó Caja Rural durante la vista judicial: una conversación con el cliente previa a la contratación del producto en la que no consta ningún tipo de información sobre el swap.

La sentencia del Juzgado de Primera Instancia número 1 de Tolosa (Guipúzcoa) confirma que el cliente tampoco dispuso de documentos o folletos informativos con los que pudiese hacerse una idea de lo que realmente contrataba. Por todo ello, la jueza afirma que “el contrato se concertó sin que el cliente tuviese una información completa y adecuada” sobre los riesgos y características del swap, especialmente cuando los escenarios le eran más desfavorables.

Banco Cooperativo fue incapaz de demostrar que ante la complejidad el contrato firmado informó debidamente al afectado, incumpliendo de esta forma las obligaciones legales que tienen las entidades financieras para con sus clientes. La sentencia tiene en cuenta las alegaciones del cliente en las que afirmaba desconocer los resultados en los distintos escenarios o el coste de una posible cancelación anticipada del producto.

La jueza recuerda que la falta de información no puede quedar subsanada con la firma del producto, como defendía Banco Cooperativo en el juicio. Además, el contenido del contrato “adolece de graves omisiones de información que abundan en la error padecido por el cliente” pues no tiene ninguna referencia al riesgo que comporta una bajada de los tipos. Las omisiones del banco a sus obligaciones llegaron incluso a no realizar al cliente los test de idoneidad y conveniencia. Por todo ello, el afectado logrará recuperar los 27.280 euros que perdió en favor de Banco Cooperativo-Caja Rural.


Dirección letrada: Ignacio José Ferrer-Bonsoms Millet
Banco: Banco Cooperativo Español, S.A.
Producto: Pertmuta financiera de tipos de interés
Perfil: Particular
PDF: S_140528_BCOOP_ JPI1_TOLOSA_SWAP_PART_SIN.pdf