La Caixa pierde una demanda acumulada de nueve particulares a los que engañó para colocarles otras tantas permutas financieras. Deberá abonar a los clientes más de 77.000 euros.

Nueve particulares han conseguido anular sus contratos de otras tantas permutas financieras con La Caixa en Pamplona. La justicia ha dado la razón en la demanda colectiva a los clientes particulares por la falta de información que dio la entidad bancaria a sus clientes en cada uno de los contratos.

El Juzgado de lo Mercantil número uno de la capital navarra afirma que el contrato que firmaron todos los clientes particulares es complejo por los “términos literales de su articulado”, algo que se acrecienta por el mecanismo de funcionamientos de las permutas y las consecuencias que tiene.

El juez sostiene que la información sobre las consecuencias y los riesgos que aceptaba el cliente con la firma del swap es un elemento importante para hacer saber a sus clientes. Además, esta afirmación fue ratificada en el juicio por el director de la sucursal.

La Caixa tendrá que devolver ahora un total de 77.294 euros a los nueve clientes que engañó con la colocación de las permutas financieras. Además, todos ellos tenían perfiles inversores minoristas como campesinos, peluqueras, enfermeras o cocineras.

En los últimos meses La Caixa ha recurrido al Tribunal Supremo todas las sentencias perdidas en Audiencia Provincial obligando a sus clientes a asumir más gastos en su defensa y retrasando la entrega del dinero de sus clientes en un claro abuso del sistema judicial.


Dirección letrada: Ignacio Ferrer-Bonsoms Hernández
Perito: Cristóbal Verdú Nido
Banco: CaixaBank, S.A. (La Caixa)
Producto: Permuta finanicera tipos de interés
Perfil: 9 particulares
PDF: S_130530_LACAIXA_JM1_PAMPLONA_9PART_SIN.pdf