Más condenas a Bankia -Bancaja- por las preferentes de las cajas que lo componen actualmente. La sentencia recoge la falta de información que tenían los empleados de la sucursal sobre estos productos.

Bankia continúa siendo condenada por la comercialización de sus participaciones preferentes a clientes particulares y minoristas. En este caso, la entidad que colocó las preferentes fue Bancaja a una pareja por un importe de 40.200 euros, que ahora tendrá que devolverles más los intereses.

La sentencia, emitida por el Juzgado de Primera Instancia número 4 de Valencia, recoge la declaración de un empleado de Bancaja, en la que se pone de manifiesto “la falta de información y desconocimiento de los propios trabajadores de la sucursal. Además, se confirma que Bancaja no entregó en ningún momento algún folleto informativo sobre el producto.

Es más, los empleados de la sucursal afirmaron que “esos folletos no existían para los empleados ni, mucho menos, para los clientes” a los que les colocaban las permutas financieras. La sentencia deduce que los empleados no tenían los conocimientos suficientes para que pudiesen ofrecer el producto bajo unos mínimos de información adecuados y aptos para la contratación.

La única información de la que contaban los empleados sobre las participaciones preferentes era  que “sabían que eran productos perpetuos, pero nunca les constaba que cotizaran en un mercado secundario”. Los empleados confirmaron durante el juicio que no contaban la información relativa a las  preferentes cómo el cálculo de las operaciones o “la prelación de estos productos en caso de quiebra de la entidad”.


Dirección letrada: Gonzalo Lucas Díaz-Toledo
Banco: Bankia, S.A.U. (Bancaja)
Producto: Participaciones preferentes
Perfil: Particular
PDF: S_130605_BANKIA_JPI4_VALENCIA_PREFERENTES_PART_SIN.PDF