El Juzgado de Primera Instancia número siete de Majadahonda (Madrid) ha estimado la nulidad de una permuta financiera de tipos de interés por falta de información durante la contratación.

Los afectados, un matrimonio, firmaron el swap el mismo día en el que suscribieron su hipoteca pensando que era un seguro adicional, como el de la casa o de vida que se suele firmar en este tipo de contratos, pero con un cargo de 80 euros.

El IRS no fue comercializado de forma adecuada. El producto fue explicado en apenas 5 o 10 minutos, tiempo insuficiente para un producto de esta complejidad.

Entre las irregularidades estuvo el test MIFID, el cual se duda si fue bien realizado. Ante la duda de los demandantes acerca de su realización, ya que dicen haber firmado todos los papeles sin mirarlos, se baraja la posibilidad de que este fuera rellenado por ordenador previamente. Aun así, las preguntas son imprecisas y ambiguas. Un ejemplo de este tipo de preguntas era si “conoce las características operativas de los derivados de cobertura de tipos de interés”, a la que se podía contestar sí o no, lo que da una información acerca de los conocimientos del cliente insuficientes. Además, este test fue firmado solo por uno de los componentes del matrimonio, debía estar firmado por ambos ya que los dos eran quienes suscribían el contrato.

Asimismo, la empleada que ha declarado en el juicio, no supo explicar correctamente el funcionamiento del swap y de su cancelación anticipada (de la que tampoco se informó).

Por último, el objeto del contrato difícilmente podía beneficiar a los clientes, ya que la permuta actuaba a partir de un Euribor del 6,53%, un escenario poco probable teniendo en cuenta que el máximo histórico está en 5,393%.


Dirección Letrada: José Antonio Ballesteros
Banco: Bankia
Producto: Swap
Perfil: Particular
PDF:S_130313_BANKIA_JPI7_MAJADAHONDA_COLLAR_PART_SIN.pdf