Catalunya Caixa deberá reembolsar los 52.320 euros del coste de cancelación anticipada.

El Juzgado de Primera Instancia número 27 de Barcelona ha condenado a Catalunya Caixa por la comercialización sin la diligencia informativa exigida a una pyme. La Juez ha estimado la demanda y declarado la existencia de error y vicio en el consentimiento.

La entidad ofreció a la empresa afectada un swap de barrera y compensación con la intención de asegurar sus préstamos –una línea de crédito y una hipoteca- ante la subida del Euribor.

El banco no ha podido demostrar que informara correctamente de los riesgos y pérdidas que podía generar el IRS. La entidad ha alegado que sí entregó un power point que informaba de los diferentes escenarios posibles, pero no ha habido constancia de ello.

Tampoco se explicó el coste de cancelación anticipada. Mucho menos que podía ascender a más de 50.000 euros. El propio empleado del banco ha admitido que  no lo hizo porque supuso que era tarea a cargo del departamento de tesorería.

Además, existen otras irregularidades. Una de ellas es la inexistencia de test de conveniencia, tal y como exige la normativa MIFID. Este test, según Catalunya Caixa, no era necesario ya que el contrato fue suscrito en 2007. Teniendo en cuenta que entró en vigor un año más tarde sí debió hacer.

Asimismo, no existe homogeneidad entre la deuda – trescientos mil euros- y el valor del swap –350.000-. Los empleados de la sucursal no han sabido responder la causa de esta diferencia.

Por último, el swap contratado cubría más años que los del préstamo, por lo que estaría cubriendo una financiación inexistente. El empleado de la banca afirma que la duración del swap se intentaba ajustar en la medida de lo posible a la duración del préstamo, por lo que esa duración no tendría sentido.


Dirección Letrada: Arcadi Sala Planell
Banco: Catalunya Caixa
Producto: Swap
Perfil: Pyme
PDF: S_130211_CATALUNYA_CAIXA_JPI27_BARCELONA_SL_SIN.pdf