Caixabank comercializó el swap sin informar correctamente acerca del producto. El Juez destaca la falta de claridad y ambigüedad del contrato, que no permitía al cliente entender el producto aunque leyera el contrato.

El Juzgado de Primera Instancia número tres de Santander ha declarado nulo un contrato swap suscrito por un cliente particular por existencia de error y vicio en el consentimiento.

La entidad presentó al cliente como una cobertura para su préstamo con el que lograría fijar los tipos del Euribor, algo que apoyaba la publicidad que anunciaba la permuta en las sucursales. La oferta era descrita como un producto especial y limitado para clientes de la entidad.

Durante la contratación no se realizó ningún tipo de simulación de escenarios en los que se pudiera ver el funcionamiento del IRS según las diferentes posibilidades de evolución del Euribor. En el contrato se hacían ciertas referencias a las consecuencias de las subidas y bajadas de los tipos, pero siempre de forma complicada e inaccesible para los profanos en el mundo financiero.

Al cliente, con estudios en FP, no se le realizó ningún test de conveniencia o idoneidad para comprobar si el producto se adaptaba a sus necesidades. Por supuesto, la calificación del afectado es la de minorista, sin ningún tipo de experiencia en estos productos financieros complejos.

Por último, tampoco se habló del coste de cancelación del producto, por lo que el cliente asumió que este era un producto absolutamente gratuito del que podía desvincularse en cualquier momento sin ninguna repercusión.


Dirección Letrada: Pilar Lanza
Banco: Caixabank (La Caixa)
Producto: Swap
Perfil: Particular
PDF: S_130108_CAIXABANK_JPI3_SANTANDER_PARTICULAR_SIN.pdf