Caja Rural de Soria tendrá que devolver el importe de todas las permutas financieras que colocó a dos decenas de clientes en Soria. Para los magistrados, ante la falta de información demostrada de la entidad, no puede la caja solicitar a sus clientes un adecuada diligencia para contratar estos productos.

La Audiencia Provincial de Soria ha confirmado la sentencia por la que se condenaba a la Caja Rural a la anulación de todas las permutas financieras y la devolución de sus liquidaciones a 18 particulares.

Según la sentencia, dictada por la sección primera, todos los clientes tenían suscrito una hipoteca con la entidad del Banco Cooperativo, con un interés variable y dependiente del Euribor. Ante esto, los clientes recibieron por parte del banco un contrato de cobertura, “a modo de seguro, para cubrir posibles subidas del Euribor.

Para los magistrados, el ofrecimiento de Caja Rural de Soria se hizo a todos los afectados con una “inexistencia clara de información” ya que la entidad financiera nunca entregó ni realizó los test de conveniencia ni los MIFID. Los clientes afirmaron que nunca sabían de la existencia de los mismos hasta después de numerosas reclamaciones contra el Banco Cooperativo.

El banco justificó en sus alegaciones a la sentencia de primera instancia que los clientes tuvieron siempre la posibilidad de leer el contrato y solicitar explicaciones. Sin embargo, para la sala, los contratos de las permutas financieras son calificados como de adhesión, por lo que no pueden ser suministrados a clientes que han sido calificados como “minoristas y sin experiencia en inversiones especulativas”.

Los magistrados reiteran que los banco están exigidos a una “información fiel y fehaciente” y que con clientes minoristas e inexperimentados, se hace requiere de una “exquisita y profunda”. Para la sala, Caja Rural de Soria no lo hizo y por tanto, la entidad financiera no puede reclamar a sus clientes “una adecuada diligencia de padre de familia” al contratar este tipo de productos.

Además, esta misma entidad, en este caso la Caja Rural de Navarra, recibió una revocación en la Audiencia Provincial de Álava en junio de 2012 por la que se le condenaba a la devolución de lo cobrado y la anulación de otra permuta financiera a un particular.


Dirección Letrada: Asunción Isla Lafuente
Perito: David García Muntané
Banco: Banco Cooperativo (Caja Rural de Soria)
Producto: Swap
Perfil: 18 particulares
PDF 1ª: S_120903_CRSORIA_JPIEI2_SORIA_18PART_SIN.pdf

PDF AP: S_121108_BCOOP_CRSORIA_AP1_SORIA_CONFIRMA_120731_JPIeI2_SORIA_18PART_SIN.pdf


Dirección letrada: Victoria Eugenia Martín García
Perito: Agustín Martínez San Vicente
Banco: Banco Cooperativo (Caja Rural de Navarra)
Perfil: Particular
PDF: S_120626_BCOOP_CRNAVARRA_AP1_ALAVA_REVOCA_120123_JPI5_VITORIA_PART_SIN.pdf