Banco Santander no solo no facilitó información, sino que en la que ofreció afirmó que los tipos de interés seguirían al alza y que nunca caerían por debajo del tipo floor de su collar. Además, como consecuencia de esto la entidad financiera les dijo que nunca deberían pagar al banco.

Banco Santander ha sido condenado por la colocación de un collar a un matrimonio en Barcelona. Además, deberá devolver las liquidaciones practicadas a la pareja así como proceder a la anulación del contrato de la permuta financiera.

Según la sentencia dictada por el Juzgado de Primera Instancia nr. 9 de Barcelona, el banco afirmó a los clientes que la “posibilidad de que hubiese liquidaciones negativas se minimizaba”. El collar estaba destinado con unas expectativas de que los tipos de interés se “situara por encima del tipo cap”. En ningún momento, los tipos “iban a caer por debajo del tipo floor”. Por tanto, el Banco Santander aseguró que los tipos de interés iban a tener una evolución alcista, algo que no se cumplió posteriormente.

Para el juez, la lectura del contenido del contrato no es suficiente para que la pareja se hubiese enterado de las características y riesgos del producto. El contrato está repleto de términos técnicos de difícil comprensión, tanto jurídico como económicos. Para el cliente, con una formación de nivel medio, esto es “incomprensible”.

Los clientes no habían suscrito antes ningún otro tipo de producto financiero que tuviese unas características similares al collar. Tampoco consta, según el juez, que los clientes tuviesen una formación especializada o conocimientos en materia financiera. Todo ello, lleva a indicar al juez  que el producto no era recomendad para la pareja.


Dirección letrada: Alba Novell Vera
Banco: Banco Santander, S.A.
Producto: Collar
Perfil: Particular
PDF: S_121105_BSANTANDER_JPI9_BARCELONA_COLLAR_PART_SIN.pdf